Grasas en la alimentación

Las grasas en la alimentación son un tema clave cuando se trata de nuestra salud y nutrición. ¿Sabías que existen diferentes tipos de grasas y que no todas son iguales? Sigue leyendo.

Isabel Jorquera
Isabel Jorquera

Nutricionista online de la plataforma

Índice de contenidos

Dieta online personalizada por un dietista - nutricionista titulado

Visita nuestra TIENDA para más recursos

2 14
Entra en nuestra newsletter y descarga el Pack de Bienvenida

Suscríbete a nuestra newsletter y descarga nuestra selección de recursos grauitos (guías de pérdida de grasa, productos recomendados…)

Funciones de las grasas en el cuerpo

Las grasas son como bloques de construcción para tus células. Sin grasas, las células no podrían funcionar correctamente. Además, las grasas ayudan a absorber vitaminas importantes como la A, D, E y K.

Otra función genial de las grasas es que te dan energía. Cuando tu cuerpo necesita un impulso, las grasas entran en acción y te dan ese empujón que necesitas. Además, las grasas juegan un papel clave en la regulación de tu temperatura corporal.

Tipos de grasas

Las grasas en la alimentación se dividen en dos tipos principales: las grasas saturadas y las grasas insaturadas.

Grasas saturadas

Las grasas saturadas se encuentran en alimentos como la mantequilla, la manteca y los productos animales, y aumentan el nivel de colesterol LDL («malo»), lo que puede aumentar el riesgo de enfermedades cardíacas.

Grasas insaturadas

Las grasas insaturadas se encuentran en alimentos como el aceite de oliva, el aguacate y los frutos secos, y pueden ayudar a reducir el colesterol LDL y proteger la salud del corazón.

Efectos de las diferentes grasas en el cuerpo

Las grasas saturadas, que generalmente se encuentran en alimentos de origen animal, como la mantequilla y la carne grasa, pueden aumentar el riesgo de enfermedades cardíacas y otros problemas de salud si se consumen en exceso.

Por otro lado, las grasas insaturadas, presentes en alimentos como el aguacate, las nueces y el aceite de oliva, son beneficiosas para la salud. Ayudan a reducir el colesterol malo en la sangre y protegen el corazón.

Cómo elegir alimentos con grasas más saludables

1. Prioriza las grasas insaturadas: Estas son las buenas grasas que benefician tu salud cardiovascular. Encuéntralas en alimentos como aguacates, nueces, semillas, aceite de oliva y pescado graso como el salmón y el atún.

2. Limita las grasas saturadas: Estas grasas, presentes en alimentos de origen animal y productos procesados, pueden aumentar el riesgo de enfermedades cardíacas. Reduce el consumo de carnes grasas, lácteos enteros y alimentos fritos.

3. Evita las grasas trans: Son las peores para tu salud. Encuéntralas en alimentos procesados, snacks comerciales y margarinas. Revisa las etiquetas y elige opciones libres de grasas trans.

4. Cocina con aceites vegetales: En lugar de mantequilla o manteca, opta por aceites saludables como el de oliva, canola o aguacate. Úsalos para cocinar y aliñar tus comidas.

5. Elige carnes magras y aves sin piel: Reduce la grasa visible de las carnes, quita la piel del pollo y prioriza cortes magros. Así disminuyes la ingesta de grasas saturadas.

6. Incorpora frutas y verduras: Estos alimentos son bajos en grasas y ricos en nutrientes esenciales. Son una excelente opción para saciar el hambre de forma saludable.

7. Sé consciente con los alimentos procesados: Muchos de ellos contienen grasas saturadas y trans, además de azúcares y sodio. Opta por versiones bajas en grasa y sin grasas trans, pero sin excederte en su consumo.

Preguntas frecuentes

¿Cómo debe ser el consumo de grasas?

Es fundamental optar por grasas más saludables de origen vegetal en lugar de grasas menos saludables de origen animal y también es recomendable incluir pescado azul en nuestra alimentación y elegir carnes magras y aves sin piel para reducir la ingesta de grasas saturadas.

¿Qué pasa si no se consumen grasas?

Si evitas por completo las grasas, puedes experimentar deficiencias de ácidos grasos esenciales, que son necesarios para el crecimiento y desarrollo normal.

Además, las grasas saludables, como las grasas insaturadas que se encuentran en el aceite de oliva, los frutos secos y el pescado, son beneficiosas para el corazón y pueden ayudar a reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

¿Cuándo el cuerpo comienza a quemar grasa?

El cuerpo comienza a quemar grasa cuando necesita energía adicional y ha agotado sus reservas inmediatas de glucógeno, que es la forma en que el cuerpo almacena carbohidratos. Cuando no hay suficientes carbohidratos disponibles, el cuerpo recurre a las reservas de grasa para obtener energía.
2 14
Entra en nuestra newsletter y descarga el Pack de Bienvenida

Suscríbete a nuestra newsletter y descarga nuestra selección de recursos grauitos (guías de pérdida de grasa, productos recomendados…)

Dieta online personalizada por un dietista - nutricionista titulado
Artículos relacionados:
Valora nuestro trabajo