Anemia

La anemia es una condición en la que el cuerpo no tiene suficientes glóbulos rojos sanos para transportar oxígeno a los tejidos.
Isabel Jorquera
Isabel Jorquera

Nutricionista online de la plataforma

Índice de contenidos

Dieta online personalizada por un dietista - nutricionista titulado

Visita nuestra TIENDA para más recursos

2 14
Entra en nuestra newsletter y descarga el Pack de Bienvenida

Suscríbete a nuestra newsletter y descarga nuestra selección de recursos grauitos (guías de pérdida de grasa, productos recomendados…)

Tipos de anemia

Existen varios tipos de anemia, cada uno con sus propias causas y síntomas específicos.

1. Anemia por deficiencia de hierro: Es uno de los tipos más comunes y ocurre cuando el cuerpo no tiene suficiente hierro para producir hemoglobina. Los síntomas pueden incluir fatiga, debilidad y piel pálida.

2. Anemia por deficiencia de vitamina B12: Esta anemia se produce cuando el cuerpo no puede absorber adecuadamente la vitamina B12. Los síntomas incluyen cansancio, mareos y entumecimiento en manos y pies.

3. Anemia por deficiencia de ácido fólico: La falta de ácido fólico en la dieta puede llevar a esta anemia. Los síntomas incluyen debilidad, palidez y dificultad para respirar.

4. Anemia hemolítica: En este tipo de anemia, los glóbulos rojos se destruyen más rápido de lo que el cuerpo puede reponerlos. Los síntomas incluyen ictericia, orina oscura y fatiga.

5. Anemia aplásica: Se caracteriza por una médula ósea que no produce suficientes glóbulos rojos. Los síntomas incluyen palidez, infecciones frecuentes y hematomas fácilmente.

Causas

Las causas de la anemia pueden variar, pero aquí te presento las principales:

1. Deficiencia de hierro: Esta es una de las causas más comunes de anemia. La falta de hierro en la dieta o la incapacidad del cuerpo para absorberlo adecuadamente puede llevar a niveles bajos de glóbulos rojos.

2. Deficiencia de vitaminas: La falta de vitaminas como la vitamina B12, ácido fólico y otras vitaminas y minerales esenciales para la producción de glóbulos rojos también puede causar anemia.

3. Pérdida de sangre crónica: La presencia de úlceras u otras fuentes de sangrado en el cuerpo puede llevar a una pérdida constante de sangre, lo que agota las reservas de hierro y conduce a la anemia.

4. Enfermedades crónicas: Condiciones como el cáncer, la insuficiencia renal, la diabetes u otras enfermedades crónicas pueden aumentar el riesgo de desarrollar anemia debido a la escasez de glóbulos rojos.

5. Anemias hereditarias: Existen tipos de anemia que se transmiten de padres a hijos, como la anemia de células falciformes, que pueden aumentar el riesgo de padecer esta condición.

6. Factores adicionales: Antecedentes de ciertas infecciones, enfermedades sanguíneas, trastornos autoinmunes, consumo excesivo de alcohol, exposición a sustancias químicas tóxicas y ciertos medicamentos también pueden influir en el desarrollo de la anemia.

Síntomas

Algunos de los signos comunes que podrías experimentar si padeces anemia son:

– Sensación de debilidad o cansancio frecuente, incluso sin hacer ejercicio.
– Dolores de cabeza persistentes.
– Dificultad para concentrarte o pensar con claridad.
– Irritabilidad sin razón aparente.
– Pérdida de apetito.
– Entumecimiento u hormigueo en manos y pies.

Si la anemia empeora, es posible que observes otros síntomas más evidentes, como:

– Color azulado en la parte blanca de los ojos.
– Uñas quebradizas.
– Deseo de consumir hielo u otras sustancias no comestibles.
– Mareos al levantarte.
– Piel pálida.
– Dificultad para respirar, incluso con actividades leves.
– Lengua adolorida o inflamada.
– Úlceras en la boca.
– Sangrado menstrual anormal en las mujeres.
– Disminución del deseo sexual en hombres.

Diagnóstico

Para diagnosticar la anemia, tu médico te realizará una serie de pruebas que permitirán identificar el tipo y la causa subyacente de esta condición. A continuación, te menciono los principales métodos de diagnóstico utilizados:

1. Examen físico: Durante el examen físico, el médico puede observar signos como piel pálida, presión arterial baja, frecuencia cardíaca rápida y soplos cardíacos que pueden indicar la presencia de anemia.

2. Análisis de sangre: Se realizan pruebas sanguíneas para medir los niveles de hemoglobina, hematocrito, glóbulos rojos y otros parámetros sanguíneos. Estos análisis proporcionan información crucial sobre la cantidad de oxígeno que puede transportar la sangre.

3. Estudio de la médula ósea: En algunos casos, se puede requerir un aspirado o una biopsia de la médula ósea para obtener más información sobre la producción de células sanguíneas en el organismo.

4. Examen de sangre periférica: Se realiza una extensión de sangre periférica para observar la morfología de los glóbulos rojos, blancos y plaquetas. Esto puede ayudar a identificar anomalías que sugieran la presencia de anemia.

Tratamientos

Existen múltiples tratamientos para la anemia:

1. Suplementos de hierro: Si tienes anemia por deficiencia de hierro, tu médico puede recomendarte tomar suplementos de hierro para aumentar tus niveles de este mineral esencial.

2. Suplementos de vitaminas: En casos de anemia por deficiencia de vitaminas como el folato o la vitamina B12, los suplementos pueden ser necesarios para corregir las deficiencias.

3. Transfusiones de sangre: En casos más graves de anemia, especialmente si hay pérdida de sangre significativa, es posible que necesites una transfusión de sangre para reponer los glóbulos rojos.

4. Tratamiento de la causa subyacente: Es importante identificar y tratar la causa subyacente de la anemia, ya sea una enfermedad crónica, pérdida de sangre crónica o una condición hereditaria.

5. Alimentación saludable: Una dieta rica en hierro, folato, vitamina B12 y vitamina C puede ayudar a prevenir ciertos tipos de anemia y mejorar tus niveles de glóbulos rojos.

Preguntas frecuentes

¿Qué grado de anemia es grave?

Tanto para hombres como mujeres, una anemia grave es la que está por debajo de 8g de hierro por decilitro de sangre.

¿Qué valor se considera anemia?

En hombres se considera anemia leve cuando los gramos de hierro por decilitro de sangre es menor a 13, en cambio la de las mujeres cuando es menor a 12.

¿Cuánto tiempo dura la anemia en el cuerpo?

Por lo general, la anemia por déficit de hierro con el uso de suplementos de este metal remite en un plazo de 3 a 6 semanas.
2 14
Entra en nuestra newsletter y descarga el Pack de Bienvenida

Suscríbete a nuestra newsletter y descarga nuestra selección de recursos grauitos (guías de pérdida de grasa, productos recomendados…)

Dieta online personalizada por un dietista - nutricionista titulado
Artículos relacionados:
Valora nuestro trabajo